Todo el blog desde tu Móvil

Todo el blog desde tu Móvil
Una respuesta ràpida

¿Estaremos preparados?

Cargando...

La novela que te hará pensar

La novela que te hará pensar
¿Creacionismo, Evolucionismo, o Qué? Pídela a dgalatrog@hotmail.com

"Otro Génesis posible" - La novela de Daniel Galatro

Support independent publishing: Buy this e-book on Lulu.

miércoles, 29 de diciembre de 2010

2011 - Predicciones - Profecías - Previsiones


"El que avisa no traiciona" (Dicho popular)


Luego de varios siglos en los que la ciencia pareció ganar terreno a las creencias religiosas y mágicas, y de comprobarse que las respuestas que los científicos dieron a los problemas profundos de la raza humana en el planeta Tierra solamente produjeron avances tecnológicos que agravaron la inequidad, el hambre y el sufrimiento, hemos dado en este siglo XXI un salto atrás de mil años para rebuscar a partir de allí en las viejas fuentes del conocimiento medieval.


Hoy han reflorecido los místicos y se vuelven a leer los escritos bíblicos, las profecías de Nostradamus, la sabiduría de los mayas, todo lo que la ciencia consideraba superstición y que trató de suplantar a partir de Galileo con una información que llevaba el rótulo de "científico". Pero los seres humanos entramos a un nuevo siglo precedido por impresionantes guerras mundiales, aterradoras guerras frías, desastres ecológicos y económicos, todo fruto de la mano del hombre - el "mono sabio darwiniano" - cuyos mayores aciertos hicieron que tal rótulo no solamente fuera visto con descrédito sino hasta con pánico.


Temiendo meteoritos provenientes del espacio exterior nos hemos visto gravemente afectados por impactos originados en el espacio interior que han comenzado a causar daños irreparables en una sociedad humana cuyos líderes se han ocupado de destruir el hábitat que lo venía albergando con cierto éxito en los últimos 4.000 años.


Benjamín Solari Parravicini (Agosto 1898 – Diciembre 1974) fue uno de los que previó calamidades que quizá han comenzado a cumplirse. En 1937 presintió el calentamiento global:


“2do. Diluvio. Noche de la noche llega ante las aguas y el fuego”. “Hombres meditad. El mar avanzará, inundará en diluvio, se derretirán los cascos polares. El eje de la Tierra regresará y el ecuador será polos. El mar será sangre. Final de finales”.


O en otra oportunidad (1971) pudo escribir:
“Caminante tú que vas, escucha, llegando es a la tierra el desborde del cataclismo. Los mares ya iracundos treparán países. Los ríos inundarán regiones. Cráteres tronarán soberbios. Caerán lluvias de gigantes aguas, la nieve cubrirá lo no esperado. Calores de fuego incendiarán ámbitos, resquebrajarán los suelos en terribles roncales, ascenderán los humos en columnas quemantes. La carne de los fatigados hombres se desprenderá. Sus huesos vivientes buscarán la muerte que no será. Porque la hora del espanto lo habrá ordenado y será la hora 10.” “La hora diez trae el comienzo del fin. La hora once el fin, sin fin. La hora doce el fin del fin… ¡Hasta el principio!".


Para este 2011 que estamos apunto de estrenar - no sin cierto vago temor - Solari Parravicini anunció también que será el año en que comenzarán los cambios.¿Y por qué los más calificados predictores de estos tiempos nos inundan con informes de catástrofes que se avecinan? Esos vaticinios ya son comparables al tétrico reloj que alguna vez marcaba cuánto tiempo faltaba para un final, señalado por el comienzo de una tercera guerra mundial plagada de armas atómicas que harían que los EEUU destruyeran la entonces Unión Soviética pero a cambio también ellos se verían arrasados.
Entonces, desesperados y desesperanzados, volvemos a los mayas y sus cálculos astronómicos, como si hubiesen sido un tema generado apenas ayer y no tantos siglos atrás. ¿Por qué no hablamos de los mayas en 1960, por ejemplo? Es que hoy, menos convencidos de un final nuclear aunque queramos presentar a Irán o a las Coreas como riesgos de alto nivel, otros productos se han convertido en más marketineros y sus promotores los difunden aunque no crean en ellos o, si creen, piensan que el fin del mundo los encontrará más ricos y exitosos.


¿Qué tienen los mayas para ofrecernos - desde su paraíso centroamericano extinguido o casi - para este 2011?

La alternativa no es mala. Antes que una calamidad astronómica que nos extinga este mundo en que vivimos - entendiendo como tal no todo el Universo sino apenas este pequeño planeta que orbita una estrella no muy importante del arrabal de una galaxia más de las incontables que se intenta calcular - es preferible que se avecine un cambio espiritual profundo que, al menos, nos da alguna esperanza de sobrevivir.


Habrá, sin duda, un evento cósmico, o al menos así lo aseguran los mayas que quizá fueron sobrevivientes de la Atlántida de Platón. Pero ya los hubo antes y los habrá después. El sábado 23 de diciembre de 2012 (días más, días menos) el Universo enviará un mensaje energético al Sol y de allí nos llegará a la Tierra para impulsar "la gran transformación". Y comenzará entonces una nueva etapa en la que seremos mejores seres humanos, dicen.


Ese cambio que predecía también Solari Parravicini parece haber ya comenzado a producirse y continuará en el 2011, para alegría de quienes viven de pronosticar sucesos y luego de explicar por qué no ocurrieron. Están vendiendo libros, presentándose en la televisión nacional e internacional, en fin, intentando prevenirse de la catástrofe final usando la propia catástrofe como recurso. Para que si llega el fin del mundo realmente, ellos se aseguren paz y tranquilidad yéndose a su estancia como decían que lo harían si el comunismo se colaba en nuestros países occidentales y cristianos.


Pero - porque siempre aparece algún "pero" que rompe ilusiones hasta en quienes las crean - la cosa no viene bien para el 2011, según los augures modernos y contemporáneos.

En el año 2011 algunos preveen que ocurrirá un nuevo quiebre económico y monetario internacional. Y podremos comprobarlo rápidamente pues se lo anuncia para el primer trimestre del año.El dinero irá perdiendo valor con los meses - asegura un llamado "Maestro Orlando". Y ese caos comenzaría en los EEUU para luego extenderse a Centroamérica y Sudamérica. Pero Argentina estaría salva pues su mandataria actual encontraría antes una nueva posición en el mundo que evitaría el desastre socioeconómico de la Nación. Después el problema llegaría a Europa a mediados de año para continuar extendiéndose por el resto del planeta. Según el citado maestro, es posible que la Internet no funcione en este año, acotación quizá algo fuera de contexto pero él lo escribió así. Entonces, deduzco, no podremos contarle a nuestros amigos de las redes sociales cómo se van sumergiendo en el hambre y la miseria los seis mil y pico de millones que no tienen la suerte de vivir en Argentina.

Sin embargo, continúa el maestro, con las elecciones se terminaría el proyecto de la presidente y surgiría un nuevo mandatario que tendría la ventaja de encontrar un país ordenado y en crecimiento, por lo que solamente debería continuar con lo ya planeado, pese a surgir de la oposición. Aunque predice para su gobierno grandes problemas con los países vecinos. Luego todo se normalizará y los nuevos seres humanos predichos por los mayas seremos los habitantes de América del Sur.

Pero eso terminará de ocurrir a fines del 2012. Mientras tanto, en el 2011 de los grandes cambios mundiales en proceso, todo será muy complicado, aseguran otros profetas actuales. Coinciden en la grave crisis económica con su secuela de desempleo, hambre, manifestaciones violentas, represiones policiales brutales, rebeliones, etc. a la que agregan la persecución a las iglesias cristianas, conflictos armados, atentados atómicos a EEUU, accidentes espectaculares, etc.

Aunque una luz de esperanza asoma para este nuevo año. Los seres humanos comunes, alertados por todas estas predicciones de los mayas, de Nostradamus, de la Biblia en su antiguo y nuevo testamento, de Solari Parravicini y demás augures, comenzarán a cerrar una brecha: la que separará definitivamente la denigrante situación actual de un futuro previsto por los mayas en su cambio.  Y comenzarán a usarse mejor los recursos naturales recordando que la Madre Tierra es el bien más preciado que debemos cuidar como corresponde. Estos conceptos revitalizados hoy pero casi despreciados por la ciencia de los países poderosos en los tres siglos anteriores serán la fuente de las "soluciones positivas" buscadas. Aseguran los profetas del siglo XXI que, proveniente del Universo o del propio Dios en el que más comenzarán a creer, la energía necesaria llegará en tiempo y forma.

Dicen que la brecha se cerrará porque los hombres de buena voluntad construirán el puente adecuado sobre ella para pasar lo mejor posible del caos a la felicidad.
Pero el 2011 será el año dedicado a forzar el cambio. Se verá como señal una llamarada solar, la más potente registrada por los seres humanos, que incomunicará al mundo - coincidiendo con lo ya señalado por otro de los augures -, se derretirán los polos por el calentamiento que la naturaleza y/o el hombre provocarán, y volverá a corregirse la posición del eje terrestre con lo cual nuestro día cambiará su duración. Muchos gobiernos mundiales cambiarán de líderes para reemplazar los actuales por quienes seguramente serán mejores.

El Armagedón tendrá su lugar de alguna manera porque se formarán grupos de resistencia a todos estos cambios. Y tendrán su base en ciertos países aún no bien identificados que se opondrán a quienes se sumen a este proceso de superación, para enfrentarse en una batalla decisiva final. Aparecerá claramente la figura de un Anticristo que conducirá a los hijos de la oscuridad a su derrota final frente a los hijos de la luz.

¿Habrá participación activa de los extraterrestres en todo este proceso? Seguramente sí y se manifestará no solamente en la siembra de nuevas formas de vida en el planeta conducentes a renovar la humanidad en milenios posteriores sino también en múltiples avistamientos y contactos con los habitantes actuales.

Serán los años de un nuevo diluvio plagado de desastres naturales - volcanes, terremotos, tsunamis - el que ocurrirá a lo largo del 2011 y casi todo el 2012. Algo así como un final a toda orquesta de una etapa para comenzar la que iniciará la humanidad ese día de diciembre del año previsto por los mayas.

Así lo indican también el libro de Habacuc 2:3 y Apocalipsis 17:18 cuando expresan que Dios pondrá en el corazón de los politicos el pensamiento de destruir a todas las religiones que dicen adorar a Dios pero por su trato con esos gobiernos y no hacer lo que Dios manda, están cometiendo adulterio espiritual, son como una ramera que será odiada hasta que quede devastada y desnuda. Y se comerán sus carnes y la quemarán por completo con fuego. Porque Dios puso en sus corazones llevar a cabo Su pensamiento.

De acuerdo con las predicciones, entonces, el 2011 será un año difícil, durante el cual una parte notable de la raza humana desaparecerá de la Tierra por los propios cambios que acontecerán. Aumentará la temperatura del planeta, el clima y el relieve se modificarán notablemente, y los hombres y mujeres verán nacer rápidamente un nuevo orden social.

Y hay hasta quienes aseguran que no habrá más gente obesa pues ante la cada vez más creciente falta de alimentos en el mundo, los humanos entraran a partir del 2011 en una dieta “bien balanceada de poca agua potable y algunos frijoles o granos de arroz”. La ONU estudiará la posibilidad de hacer una resolución para que solo se coma una vez al día, excepto, por supuesto, en los países desarrollados, que mantendrán las tres comidas con sus respectivas meriendas. Los "gordos" tienen, entonces, sus días de sobrepeso contados.

Eso nos espera para el año que se inicia, según los expertos de todos los tiempos incluidos los actuales. Y vale recordar que para la numerología tradicional, el 11 es un número maestro, el número de la espiritualidad, del humanitarismo, de la religión.

El 2011 está golpeando nuestra puerta. Hagamos que valga la pena vivirlo.

Daniel Aníbal Galatro
30 de Diciembre de 2010
Esquel - Chubut - Argentina
dgalatrog@hotmail.com

¿Cómo puedes enviar y recibir dinero por Internet?

Dineromail, para enviar y recibir dinero via e-mail

Te esperamos!!!

El Oráculo Maya

El Oráculo Maya
BONEWITZ, RONALD L.

NOSTRADAMUS MAYA 2012

NOSTRADAMUS MAYA 2012
CARTER, SPENCER